cargando

En twitter:

Expediente 2022
Viernes 18 noviembre, 2022

Reelección Presidencial

Desde la 4T sigue “midiendo el agua a los tamales” de la reelección presidencial. Un diputado de MORENA, por ejemplo, la propuso. Luego, y ante la reacción política, el revire. Marcha atrás.
Pero aun cuando tiró la piedra y mostró la mano (se llama Alberto Martínez Urincho) se “arrepintió” de último minuto.
Simple y llanamente, el flirteo.

Luis Velázquez

Quizá el topo de que hablaba Carlos Marx que de pronto, ¡zas!, se asoma a la tierra y huele y olfatea los vientos y si son favorables, sale a la superficie. Y de lo contrario, vuelve a zambullirse para estar en el momento estelar propicio.
Desde hace ratito, en el palenque público la reelección es movida, a tono, digamos, con uno de los cinco héroes del presidente de la república amorosa, AMLO, Benito Juárez, quien se reeligiera durante quince años.
Y en contrapunto del presidente Lázaro Cárdenas del Río, el otro héroe obradorista, quien cuando Miguel Alemán Valdés intentó reelegirse y hasta tenía listo a su favor el Congreso de la Unión y la mayor parte de gobernadores “en el país de un solo hombre”, levantó la voz para expresar su rechazo y oposición.
Y con tanta fuerza cardenista que Alemán Valdés reviró.
Reelecto estuvo Álvaro Obregón, pero en nombre de Dios y de la madre Conchita, el caricaturista José de León Toral le pegó un tiro en el restaurante “La bombilla” de la Ciudad de México y cayó sin vida sobre un plato de mole, que tanto le gustaba, y que ya le habían servido con tortillitas a mano bien calientitas y que más le gustaban.
Meses anteriores, en el mes de septiembre, por ejemplo, la 4T también probó “el agua a los tamales”.
Entonces, la presidenta municipal de Tepic, Nayarit, Miss Geraldine, ordenó quitar los colores verde y rojo de la bandera nacional y le puso el color guinda y quedó guinda y blanco y la izó en el parque de su pueblo.
Además, de vez en vez en el Congreso federal han trascendido la posibilidad de la reelección como ahora el diputado morenista lo filtró en la cancha.
Bien podría tratarse de una ocurrencia de los militantes guinda y marrón para congraciarse con el jefe máximo.
Acaso, en verdad, un cabildeo, especie, digamos, de encuesta a mano alzada.
Quizá un elemento distractor de los grandes y graves problemas económicos y sociales, educativos y de salud y de seguridad y procuración de justicia.
Un fuego artificial para ocupar y hasta entretener la agenda pública.
Pero de igual manera, la intencionalidad obradorista y que forma parte sicológica y siquiátrica de los efluvios del poder político pues la silla embrujada del palacio suele hacer levitar a las figuras públicas.
Lo decía Calígula, el emperador romano: “Hay días cuando me siento Dios”.

YA ESTABA EN LA GACETA PARLAMENTARIA

La iniciativa de ley del diputado morenista, ya estaba, incluso, en la Gaceta Parlamentaria del Congreso de la Ciudad de México.
Es más, lista para enviarse a la Comisión de Puntos Constitucionales y seguir el trámite legislativo.
El señor diputado proponía reducir el mandato presidencial de seis a cuatro años, como en Estados Unidos.
Y al mismo tiempo con la posibilidad de reelección por otros cuatro años más como en Estados Unidos.
Pero otro legislador panista descubrió en tiempo y forma la intentona y la denunció y hubo marcha atrás.
Se ignora si el diputado Alberto Martínez actuó por voluntad propia y/o acatando órdenes superiores, digamos, como parte de una tribu política obsesionada con el poder público.
Pero, caray, con todo y que AMLO, el presidente, ha reiterado ene número de ocasiones que en el mes de diciembre del año 2024 estará viviendo en su rancho “La chingada”, en Chiapas, resulta inexplicable, insólito, pero indicativo y significativo, que algunos de los legisladores de MORENA anden con tales diarreas políticas y constitucionales.
Por eso mismo, quizá, la intentona para cambiar las reglas del INE, Instituto Nacional Electoral, y claro, despedir al equipo encabezado por Lorenzo Córdova, convertido ya en “una piedrota en el zapato” presidencial.
Una intentona para la reelección llenaría a la nación de indignación crónica y habría sublevaciones de norte a sur y de este a oeste del país y hasta en las Islas Marías.

LA TENTACIÓN REELECTORA SIEMPRE HA EXISTIDO

Trece ocasiones Antonio López de Santa Anna se reeligió.
Treinta y tres años duró Porfirio Díaz Mori como presidente.
Quince años se perpetuó en el mando Benito Juárez.
Cuatro presidentes de la república impuso Plutarco Elías Calles y siempre continuaba mandando hasta toparse con Lázaro Cárdenas del Río.
El día cuando supo que estaba vedado para la reelección, Luis Echeverría Álvarez buscó la secretaría General de la ONU, Organización de las Naciones Unidas.
Y es que la silla presidencial está embrujada y suele, incluso, hacer levitar al presidente de la república en turno.
De pronto, insólito, llegan a creer que los ciudadanos de a pie, en verdad, en verdad, en verdad, quieren y aceptan su reelección.
La iniciativa de ley del diputado Alberto Martínez para la reelección únicamente se entiende a partir de que se lo ordenaron.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.