cargando

En twitter:

Expediente 2022
Jueves 27 enero, 2022

Las valencianas de AMLO

Mucho, muchísimo camino andado tiene AMLO, el presidente, sobre el resto del gabinete legal y ampliado y sobre los gobernadores del país y sobre los 500 diputados federales y 128 Senadores de la República.
Y quizá, por eso mismo, la mayoría, sobre todo los de MORENA, y uno que otro priista, “se trepan en las valencianas” del primer tabasqueño convertido en jefe del Poder Ejecutivo y que nunca pudieron, entre otros, Tomás Garrido Canabal, Carlos Alberto Madrazo, El ciclón del sureste, ni su hijo, Roberto Madrazo Pintado.

Luis Velázquez

Pero, además, la biografía social y política de AMLO construida en la inconformidad social, la protesta, la sublevación, la indignación crónica.
Por ejemplo, aquellas caminatas de Villahermosa, Tabasco, a la Ciudad de México, al frente de indígenas y campesinos en contra de Pemex.
Y las caminatas de pueblo en pueblo donde el jefe máximo, AMLO, debía buscar y negociar los espacios para que todos ellos, por ejemplo, satisficieran necesidades básicas, con todo y que dormían a la intemperie, bajo el techo del cielo, a ras del piso, incluso, en los parques y zócalos de cada ciudad por donde transitaban.
Y el plantón en la Ciudad de México exhibiendo el fraude electoral de Roberto Madrazo en su contra disputando la gubernatura de Tabasco.
Y, claro, las madrizas que la policía de entonces daba a los indígenas y campesinos y que llegaron a AMLO a quien se mira en muchas fotos con la camisa ensangrentada.
Su primer trabajo fue como delegado del Instituto Nacional Indigenista en Tabasco. Se lo cabildeó su amigo, el poeta Carlos Pellicer, de quien fue coordinador general de su campaña electoral como candidato a Senador de la República, de igual modo como también coordinara la campaña electoral del ingeniero Heberto Castillo Martínez como candidato a gobernador de Veracruz.
Entonces, Ignacio Ovalle, titular del INI con José López Portillo, le otorgó su primera chamba, pero le dijo que era necesario vivir en La Chontalpa, y luego luego, aceptó la encomienda.
Y con su primera esposa, Rocío, se fueron a vivir en un pueblito en la mera selva. En una casita con techo de palma y paredes de madera, horcones. Y con piso de tierra. Y durmiendo en el suelo, en una hamaca, en un catre.
Y, cierto, fue presidente del CDE del PRI con el gobernador Enrique González Pedrero.
Entonces, intentó democratizar al partido. Y como los caciques regionales se oponían creó asociaciones políticas paralelas y todos los caciques se le fueron encima y González Pedrero le pidió la renuncia porque tenía alborotada la gallera.
Luego, renunció para siempre al partido tricolor.
Ningún otro político en la república amorosa tiene la fecunda trayectoria y biografía social de AMLO.
Llegó al poder en la Ciudad de México y al poder federal por la vía de la sublevación popular… que ni siquiera, vaya, José Vasconcelos Calderón, Carlos Alberto Madrazo y el doctor potosino, Salvador Nava. Acaso, Heberto Castillo, pero únicamente como legislador federal.
Ahora, la mitad de los políticos guinda y marrón, anexos y conexos, y la otra mitad, “se cortan las venas” exaltando su lealtad ciega a AMLO, entre otros como, por ejemplo, el senador Ricardo Monreal Ávila diciendo que tiene 24 años de andar a su lado.
Ahora sí, todos son obradoristas. Y para todos “es un honor/ estar con Obrador”, es un honor, un honor, un honor…
En el siglo pasado, a las actitudes así les denominaban oportunismo.

GRANDES BATALLAS DE AMLO

Legendaria, mítica y bíblica, recordable y memorable y citable la otra parte de la biografía social y política de AMLO.
Y desde adentro del poder.
La lucha contra el presidente Vicente Fox Quesada, quien intentó desaforarlo como jefe de Gobierno de la Ciudad de México para sacarlo de la jugada presidencial.
La batalla contra Felipe Calderón Hinojosa con su plantón en la avenida Reforma de la Ciudad de México porque le arrebató la silla presidencial y cuando creara el gobierno legítimo.
La pelea, quizá derivado en pacto, con Enrique Peña Nieto para ser y estar y trascender como candidato presidencial en el año 2018.
Unas batallas duras y rudas, canijas, donde AMLO nunca cedió y siempre se mantuvo con firmeza en su, digamos, apostolado social y político y que ningún otro político, ni siquiera, vaya, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano pudo alcanzar.
Además, unos dieciocho años caminando el país, de pueblo en pueblo indígena y rural, reuniéndose con indígenas, campesinos y obreros, sobre todo, para conservar viva, intacta, renovada, fresca, la utopía social por la presidencia de la república.
Y lo más indicativo que del presidente Ernesto Zedillo a Enrique Peña Nieto, nunca, jamás, las tribus políticas y gobernantes de entonces y de ahora miraron a AMLO en perspectiva y en prospectiva para olfatear su jugada.
Por eso, resulta significativo el tsunami de políticos definidos ahora de izquierda “dándose golpes de pecho” por AMLO y declarándose sus feligreses, cuando, incluso, antes, fueron priistas y panistas y vivieron, y muy bien, del erario.
Son los nuevos Siervos de la Nación. Los Narcisos Mendoza, los Pípilas, de AMLO.
Todos somos AMLO, gritonean como ángeles de la pureza en la república amorosa.
Ninguno de ellos les llega a los talones.
Y podrá ser terco y obstinado como él mismo se ha definido,
Y podrá haber convertido “La mañanera” en el templo de la discordia nacional.
Y estará soñando con un Maximato, sin atreverse al golpe fatídico de la reelección como durante quince años se reeligiera Benito Juárez, uno de sus 5 héroes patrio.
Y será honesto “a prueba de bomba”, aun cuando parte de su ejército de Servidores de la Nación estén bajo sospecha, evidenciados.
Pero su fuerza presidencial, fermentada desde aquellos años de lucha social, lo enaltece y dignifica, con todo y que hacia el cuarto año del sexenio seis de cada diez habitantes prosigan en la miseria, la pobreza, el desempleo, el hambre y la jodidez.
En todo caso, decía Aquel, “no solo de pan vive el hombre”.
También de sueños, esperanzas, utopías, ilusiones, quimeras…


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.