cargando

En twitter:

Escenarios
Lunes 01 junio, 2020

24 horas, desaparecida

•Aracely, de 22 años
•Apareció muerta

UNO. 24 horas, desaparecida

Ta´canijo que salgas de tu casa la tarde del viernes 22 de mayo para reunirte con los amigos, como Aracely, de 22 años.
Luego irse todos a los Lienzos de San Marcial, en Fortín.

Luis Velázquez

Después, que sean las diez y las once y las doce de la noche y la familia siga esperando y no llegues.
El sábado 23 de mayo, en la angustia familiar y la desesperación social la familia boletinó su ausencia en las redes sociales y con las asociaciones de personas extraviadas.
Y pasó la mañana del sábado y la tarde del sábado y nada.

DOS. Sin vida en un barranco
Entonces, la noche del sábado, de pronto, una llamada anónima al número telefónico de Emergencia avisando del cuerpo de una mujer sin vida en un barranco cerca de la unidad habitacional Los Cerezos.
Era Aracely, de 22 años.
La familia corrió al Instituto de Medicina Forense para identificar el cadáver.
Nada supieron de ella. Ignoran si de los Lienzos salió acompañado o iba sola. Ignoran el lugar concreto y específico donde fue levantada y desaparecida y golpeada dado las huellas de violencia.
La vida en Veracruz.

TRES. Una mujer decapitada
Está canijo que de pronto con una llamada anónima (¡Ay, tan recurrentes que son en estos casos!) avise la policía de Amatlán el viernes 22 de mayo que en unos cañaverales de la colonia San Francisco está el cadáver de una mujer.
Y el cadáver, decapitado, con saña y barbarie. Sin piedad ni misericordia.
Y la policía llegue y el Forense lo traslade a sus instalaciones y en calidad de desconocida porque nadie la conoce ni sabe de su origen ni hay el reporte fresco de la desaparición de una mujer.

CUATRO. Mujeres asesinadas
La vida es así en Veracruz. Lo más común, decir que los malandros ni siquiera, vaya, descansan en el tiempo del coronavirus.
Lo singular, decir que “la muerte sigue teniendo permiso” y que de plano se adora ya a “La Santa Muerte”, de igual manera como en Sinaloa tiene su santito en Malverde.
Y mientras, los funcionarios públicos discutiendo sobre que son feminicidios o que son simples asesinatos de mujeres, cuando, caray, más allá de la ideología y las buenas conciencias y la incapacidad manifiesta, simple y llanamente se trata del crimen de mujeres.

CINCO. “La banda de Los Marros”
Los días y las noches se reparten de la siguiente manera:
Salma Hayek, más rica que la reina Isabel y Adriana Abascal.
De una carroza funeraria en la ciudad de Veracruz se cayó un féretro, todo indica, con un muerto de coronavirus.
Un ladrón solitario se metió a robar con una pistola de juguete a una negocio de Mega Empeños en la ciudad de Veracruz y lo único que pudo robar es su pistola a un policía del IPAX.
La llamada “Banda de Los Marros” regresó a Veracruz y su primer atraco fue en una tienda Elektra para felicidad de Ricardo Salinas Pliego.
Ok.
Pero los feminicidios siguen, tan imparables como impunes.

SEIS. Soñar con imposibles
Nadie sueña con el paraíso terrenal donde la vida de los ciudadanos, pero más, mucho más, de las mujeres, los niños y los ancianos sea respetada porque entonces sería el paraíso celestial.
Pero nadie puede prohibir que la población sueñe con disminuir, achicar, reducir el asesinato de mujeres, simple y llanamente, acabando con la impunidad y que todo indica es soñar con imposibles.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.