cargando

En twitter:

Diario de un reportero
Sábado 21 diciembre, 2019

Rebatinga por el poder

Partido de tribus
•Dueños del día y de la noche


DOMINGO
Rebatinga por el poder



Los partidos políticos terminan el año en un punto insospechado de quiebre. Las elites partidistas en la rebatinga. Y la rebatinga por el poder. El apetito de poder político que también es apetito por el dinero fácil y la gloria. Insaciables todos ellos.
Cada cúpula en el trono y fuera del trono soñó con imponer su poderío. Y el resultado es fatídico. MORENA, dividida en la LXV Legislatura. El PAN, fracturado con sus diputados locales. El PRI, aturdido dando “palos de ciegos” y dándose “golpes de pecho” cuando antes, en el poder, se volvieron campeones de la corrupción.
El PVEM, soñando con impulsar el vuelo. El PRD, noqueado en el centro del cuadrilátero electoral. Los otros partidos, ni sus luces.
Y de ñapa, un trío de partidos locales más. Podemos, de Gonzalo Morgado y Francisco Garrido. Fénix, de la expanista Cinthya Lobato. Y Todos por Veracruz, del todavía priista, Héctor Yunes Landa.

Luis Velázquez

La rotura partidista en un Veracruz con 6 de los 8 millones de habitantes en la miseria y la pobreza.
Indígenas, campesinos y obreros, a quienes les valen los pleitos por el poder, porque muchos sexenios después siguen igual de jodidos.

LUNES
Partidos de tribus

MORENA llegó al poder federal y local pavoneándose de una nueva era política. Pero la maldición de Pandora es fatídica.
Por ejemplo, terminó en un partido de tribus reproduciendo el modelo priista, panista y perredista.
La tribu de Cuitláhuac. La tribu de Éric Cisneros Burgos. La tribu de los “Malenos”, encabezada por Magdaleno Rosales Torres.
La tribu de Norma Rocío Nahle. La tribu de Ricardo Ahued Bardahuil. La tribu de Manuel Huerta Ladrón de Guevara.
Y la tribu de Marcelo Ebrard Casaubon, el secretario de Relaciones Exteriores soñando con el 2024 y teniendo como operadores políticos en Veracruz a Elías Miguel Moreno Brizuela y Enrique Aquino, ambos ex perredistas y ex legisladores. El primero de ellos, su secretario de Protección Civil en la Ciudad de México.
Así, los Morenistas terminan enterrando las promesas, digamos, de renovación moral y fortaleciendo el modelo priista creado por Plutarco Elías Calles en 1929 cuando fundara el Partido Nacional Revolucionario.
El poder, para repartirse entre los jefes tribales. Grupos de presión para ganar y mantener el poder. Ni la izquierda con su buena nueva ni tampoco la derecha. Y la cacareada unidad republicana convertida, hecha añicos, astillada, en una utopía, una quimera.

MARTES
El puño de “El chapito”

Las pasiones revolcadas del PRI, reproducidas en tierra fértil en el PAN Veracruz.
De nada sirvió la experiencia política del nuevo presidente del CDE para integrar una cohesión.
Apenas 8 diputados locales se sublevaron a la imposición de su homólogo Omar Miranda en lugar del yunista He Man, ‘El chapito’ mostró el puño.
Uno, les prohibió utilizar el logotipo del PAN en su nueva bancada. Dos, los avisó que de continuar en la insumisión serían vetados para una candidatura a un cargo de elección popular para el 2021.
Y tres, como siguen de rejegos, los amenazó con la expulsión.
Cacique en su pueblo, Tantoyuca, donde 3 veces ha sido presidente municipal y dos legislador, y con un hermano en la alcaldía y dos más como diputados federales, sintió que acarrear ganado es lo mismo que dirigir al partido azul.
Y el PAN se desmoronó.
El segundo partido político con más expectativas electorales en Veracruz se volvió frágil con la ruptura interna.
Y más, cuando los 8 diputados rebeldes sonaron los tambores de guerra. Y la crisis partidista quedó manifiesta.

MIÉRCOLES
La iglesia laica

El resultado está por verse. Quizá hasta el año 2021 cuando la elección de ediles y diputados.
Pero el tiempo corre aprisa y de prisa en contra de los partidos políticos, ninguno de los cuales, por cierto, ha abanderado la insurgencia social y popular con tanta incertidumbre y zozobra.
Por ejemplo, cada vez más militantes de MORENA y el PAN se están yendo a otras instancias. O en todo caso, formando nuevas capillas de feligreses. O también, en el desencanto, con todo y que el poder político despierta en las elites el apetito por el poder, el dinero y la gloria.
Un dato: en el partido Podemos que todo indica será…, hay políticos que antes fueron del PRI, cierto, pero también del PAN, y oh sorpresas que da la vida, de MORENA.
Y lo peor, ya tan pronto desilusiones del partido de AMLO en Veracruz.
Y más, cuando las elites de MORENA trepadas en el poder sexenal han fracasado una y otra vez para liquidar, mejor dicho, desaparecer la yunicidad, el duartazgo y el fidelismo, pues cada uno mantiene las lealtades construidas en su tiempo.
Y si es cierto que algunos cambiaron de iglesia laica, ninguna duda hay de que migraron por la obsesiva y burda y rapaz ambición y codicia del poder.

JUEVES
Jefes tribales

Los partidos siguen en el punto de quiebre para atraer clientela electoral que al mismo tiempo les permita, primero, prerrogativas, y segundo, el acceso al poder… con presupuesto propio.
Queda claro: son lo peor del mundo. Elites, unos cuantos, enquistados por el poder.
Ni una palabra por los feminicidios. Ni por los secuestros. Ni por los 4 mil 500 desaparecidos en una década. Ni por las fosas.
Tampoco, una sola palabra por tanto desempleo, subempleo y salarios de hambre. Ni por tanta miseria, el último escalón social y económico, allí cuando se pierde la dignidad humana para llevar el itacate y la torta a casa.
La misma tesis de Plutarco Elías Calles cuando en 1929 creara el partido abuelito del PRI en que repartió las mieles del poder entre generales y caciques a cambio de mantener pacificado el país, continúa predominando hoy.
La igualdad social y económica, educativa y salud de los 6 de los 8 millones de habitantes de Veracruz según INEGI Y CONEVAL, todavía queda muy lejos.
Los partidos solo sirven y han servido para enriquecerse unos cuantos, los jefes tribales.

VIERNES
Dueños del día y de la noche

Muchos años después, el único legado histórico de los partidos políticos es la desigualdad económica y social y la corrupción.
Por eso quizá, el cineasta preferido de AMLO, Epigmenio Ibarra lanzó desde Argos la película “Preso número 1” y que cuenta la vida del primer presidente de la república que cae en la cárcel acusado del asesinato de una mujer, pero en realidad, por intrigas de “la mafia en el poder”.
Y de paso, el ajuste de cuentas entre las tribus políticas, incluso, del mismo partido. Es más, hasta de su mismo equipo de gobierno, cuando la ambición y la codicia por el poder, el dinero y la gloria alcanzan su máximo decibel.
Además, un presidente de la república querendón con mujeres que desfilan y alternan en su vida privada y que es pública porque ellas también gobiernan, como aquella que en Veracruz aseguraba que merecía abundancia.
Y es que si hay partidos políticos con líderes corruptos, entonces, entronizados en el poder, dueños del día y de la noche y del destino común y del presupuesto, ni modo se vuelvan santos y ángeles de la pureza.
Es el México desgarrador donde 6 de cada diez habitantes viven en la miseria y la pobreza ancestral.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.