cargando

En twitter:

03 noviembre, 2019

Mónica Cházaro: un año sin justicia

•Familia de joven asesinada, ex miembro del movimiento 132, denuncia que hasta ahora no conocen el estado de la carpeta de investigación

•Fue apuñalada en Laguna de Lagartos el 30 de diciembre de 2018; a la fecha se desconoce su carpeta de investigación

•Casi un año del último feminicidio del 2018 y las autoridades han mostrado completo desinterés

•Gobernador de MORENA, Cuitláhuac García, repartió culpas, pero no sirvió de nada/Por IGNACIO CARVAJAL

  • Una madre pone el altar para recordar a la hija

  • Mónica Cházaro se sumó a la cuenta de mujeres asesinadas con Cuitláhuac García Jiménez

El 30 de diciembre se cumplirá un año del feminicidio de Mónica Alejandra Cházaro Martínez, quien fue asesinada con arma blanca en la Laguna de Lagartos, del puerto de Veracruz.
Hasta ahora, denuncia su familia, la Fiscalía General del Estado no ha dado con con el o los posibles feminicidas.
Tal es el grado de abandono del caso, señala su madre, Sara Alejandra Cházaro Martínez, que desde que reclamó su cadáver, ningún servidor público de ese organismo le ha citado para darle noticias del expediente o pedirle alguna declaración para ampliar las investigaciones.
En varias ocasiones ha ido a la fiscalía especializada a preguntar el avance del caso, "solo me dicen que seguimos trabajando".
En la línea telefónica, la madre recuerda el drama que comenzó la noche del 30 de diciembre de 2018, el de su hija, el último feminicidio del año.
Era un mes de júbilo para buena parte de los veracruzanos, pues iniciaba una nueva administración, la de Cuitláhuac García Jiménez.
"Aún recuerdo que le mandé un mensaje al gobernador, Cuitláhuac García Jiménez, para que me ayudara y nunca me contestaron", dice la entrevistada.
Horas después de la muerte de su hija, el Ejecutivo acudió a la laguna de Lagartos a un recorrido y prometió luminarias para ayudar a prevenir los delitos, pues los vecinos reportaban robos, violaciones y presencia de viciosos.
Pero quedó en promesas,” el sitio sigue igual de oscuro y peligroso para las mujeres".
Debe recordarse que horas después del asesinato de la joven, el gobernador responsabilizó al alcalde Fernando Yunes Márquez de no dotar de alumbrado y vigilancia a la zona de La Laguna de Lagartos; y el edil reviró que la culpa era del mandatario, por no contar con estrategia para prevenir el delito.
Más allá del pleito entre los dos políticos, Sara Alejandra Cházaro dice que en nada abonó al caso de su hija o a dar más seguridad a las veracruzanas.
Las mujeres siguieron apareciendo asesinadas con todo y la indignación generada por el feminicidio de Mónica Alejandra, quien era ampliamente conocida entre sectores jóvenes pues militó en las fuerzas del movimiento 132, que en 2012 tuvo notoria relevancia en los procesos políticos.
El 2019 llegó con enero igual de feminicida. Se sumaron a la lista Athziri Monserrat, en Córdoba; Karina, Coatzacoalcos; Monserrat Ángela, en el puerto jarocho; una mujer no identificada en Ixhuacan; Lorena, en Tuxpan; Ana Karen, en Orizaba; Beatriz, en Ixtaczotitlán; Reina, en Coatzintla; Lorena en Agua Dulce y Maritza, en Córdoba.

SIN AVANCES
Al momento de charlar con la mamá de la finada, afirma que no conoce la carpeta integrada con las actuaciones y diligencias que se tuvo que haber elaborado por el feminicidio de su hija.
Pese a que se cumplirá un año, es la fecha en que la Fiscalía no presenta ni un avance en lo relacionado a la línea de investigación. Tampoco sabe quién es el fiscal con ese expediente.
No tiene ni idea de quien sea el fiscal a cargo del caso pues el organismo autónomo ha mostrado desinterés en informar a los agraviados.
El de Mónica Alejandra es uno de los tantos casos reprochados por el Ejecutivo y diputados locales de MORENA al fiscal destituido Jorge Wínckler Ortiz, al que acusaron de haber alentado la impunidad por el abandono de las carpetas.
No obstante, la nueva fiscal, Verónica Hernández cumplirá dos meses en el puesto sin que haya entablado comunicación con la familia de la joven Mónica Alejandra Cházaro Martínez o alguno de sus subordinados.
"Veo todo esto con mucha tristeza, en el caso de mi hija no hay avances, he intentado comunicarme con el Gobernador, pero no me hace caso, solo le interesa bailar su salsa", dijo.

EL ATAQUE
Mónica Alejandra Cházaro Martínez no vivía cerca de la Laguna de Lagartos. Quien tenía casa ahí era su madre, Sara Alejandra Cházaro Martínez, domiciliada en el fraccionamiento Las Brisas.
La víctima se presentó a casa de su mamá ese domingo 30 de diciembre para aplicarle un medicamento. Después de hacer algunos mandados en la zona, se marchó de esa casa En Las Brisas rumbo a la suya, en la colonia Centro. Ahí compartía techo con su pareja sentimental, quien se encontraba trabajando cuando se dieron los hechos.
La joven de 32 años iba camino a la parada del camión que tomaría para regresar al Centro, y en ese lapso de tiempo, al salir de Las Brisas, cruzó por la Laguna de Lagartos, donde hay una pista para corredores, fue en ese momento, poco después de las 8:30 cuando resultó apuñalada. La madre descarta que hubiera sido denunciada como desaparecida o que la hubieran asfixiado para matarle, como se manejó en algunos medios de comunicación y redes sociales.
Desde el momento del ataque, hasta aproximadamente las once de la noche de ese mismo día, el cadáver estuvo abandonado cerca de la pista de corredores. Ahí fue localizada después de una llamada anónima que reportó a las autoridades la presencia del cadáver.
Pero el primer indicio de que algo anda mal desde que Mónica Alejandra salió de la casa de su mamá, se dio a las 10 de la noche de ese 30 de diciembre, cuando su novio llamó a la madre pidiendo noticias de su amada, pues éste había regresado del trabajo y ella no estaba en el departamento.
Casi de inmediato, comenzaron a correr versiones en redes sociales sobre su desaparición. En algunos casos, denunciaban que había sido privada de la libertad mediante violencia.
Hoy a su madre le queda claro que todo eso fue una confusión y mentiras de medios que querían ganar una nota sensacionalista y tendenciosa.
Usando la cuenta de Google a la que estaba enlazada el teléfono de la chica, el aparato dio señales en la laguna de Lagartos.
En el transcurso del arribo de las autoridades -cosa que la madre y el novio desconocían por el momento- para levantar el cuerpo reportado por vecinos de la Laguna de Lagartos, el aparato fue apagado. La mamá está convencida de que no hubo tal robo, que probablemente las mismas autoridades apagaron el celular y lo sustrajeron. Cuando le regresaron las pertenencias, el móvil no apareció.
"A mí ya no dejaron llegar a donde estaba ella tirada, se la levantó el forense, comenzó mi drama, porque no me querían dar el cadáver, yo lo quería incinerar, pero no me dejaron porque se trataba de un feminicidio.
Al hacer diligencias para reclamar sus restos, registró muchos problemas con las autoridades -recuerda- porque no le querían entregar el cuerpo y tampoco contaba con una funeraria contratada para hacer el papeleo, y es que no tenía recursos suficientes para un funeral. Familiares y algunos conocidos de la joven, la ayudaron para sortear el gasto, a la fecha les vive sumamente agradecidos.
Ahora piensa que tan pronto pueda vender la casa donde vive en Veracruz, se marchara de regreso al altiplano, de donde salió hace varios años para establecerse en el puerto, pero debe esperar un tiempo legal para exhumar los restos de su hija y llevarlos incinerar. "Yo me voy y a ella también me la llevo", dice.

QUERÍA IRSE DE VERACRUZ
Mónica Alejandra Cházaro Martínez se acababa de titular como licenciada en sicología. Hizo sus estudios completos en una universidad privada del puerto jarocho. Alternaba la escuela con el trabajo, fue así como sacó la carrera, siempre como alumna de excelencia.
Eso se reflejó al salir al campo laboral. Con unos meses trabajando en una tienda reconocida en la zona, y recibió nombramiento de gerente. Dejó ese empleó y la contrataron de gerente a otro comercio, destacando por su capacidad y compromiso en la búsqueda de nuevas metas.
Pero su sueño era poseer todos sus papeles para montar su consultorio de sicóloga, pues ya había comenzado a dar terapia y contaba con algunos pacientes quienes se sentían agradecidos por la ayuda que estaban recibiendo con sus terapias.
Al superar esas metas, a corto plazo, el proyecto en conjunto con su pareja sería salir de Veracruz, a cualquier otro estado, incluso al extranjero, para establecerse y buscar el éxito.
"No odiaba Veracruz, ella estaba muy agradecida con este lugar, pero siempre le gustó superarse, salir adelante, y sentía que acá no se podía, que debía salir a buscar el éxito y por eso planeaba irse. Me dijo que se iba a establecer, y después me iba a llevar a mí también".
Pero lo de Mónica Alejandra Cházaro Martínez solo fue un sueño roto por la violencia que afecta a miles de veracruzanos, en vez de irse, encontró la muerte, y esas aspiraciones ahí quedaron.
Dejó atrás a una madre sola y enferma, que a diario se consume en recuerdos de la hija amada para quien ahora pide justicia. Sara Alejandra se quedó a cargo de dos pequeños gatos, Luna y Nube, eran las mascotas de la joven Mónica Alejandra, quien también vivió la apasionante etapa del movimiento 132, jóvenes universitarios que reclamaban justicia e inclusión en la agenda pública.
Y mientras ella está en la tumba, y su madre reclama justicia, los líderes de ese movimiento ahora son empleados y directivos en el gobierno de la Cuarta Transformación a nivel estado y en la Federación.
Según el último reporte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, Veracruz sigue en el primer lugar en feminicidios, con 140 casos, por encima de Estado de México y Nuevo León, que suman 81 y 53 reportes por ese delito, respectivamente.
El gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez, ha dicho que los medios de comunicación en Veracruz "exageran" sobre las cifras de femicidios, no obstante, el estado también concentra el número más elevado de ciudades con más feminicidios, según el mismo documento.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.