cargando

En twitter:

PosData
Sábado 26 octubre, 2019

Piden limosna para sepultar a adolescente asesinada

Su hija Patricia trabajaba en una computadora en un cibercafé en Las Choapas y fue la última vez que la vieron
•La familia denunció la desaparición, pero fue encontrada sin vida en un terreno
•La familia es pobre y este año ha sido uno de los peores de su vida
•He ahí uno de los dramas ocultos del dominio de los carteles y cartelitos adueñados de la vida cotidiana en Veracruz
•Y todavía, el gobernador de A.M.L.O., Cuitláhuac García, exclama dichoso en el caso de los feminicidios: “No exageren, no exageren, no exageren”


Por IGNACIO CARVAJAL

Familiares y amigos de la menor Patricia N salieron a las calles de Las Choapas para pedir apoyo para juntar lo necesario para pagar el funeral de la pequeña.

  • La familia de Patricia Aguilar Alcudia, joven que apareció sin vida en Las Choapas, pide apoyo para cubrir los gastos funerarios

  • La familia de Patricia Aguilar Alcudia, joven que apareció sin vida en Las Choapas, pide apoyo para cubrir los gastos funerarios

Patricia salió de su casa el domingo pasado, iba a sacar copias y a trabajar en una computadora en un cibercafé cercano a su casa.
Vecina de la colonia Zaragoza, la joven fue la última vez que vio a sus seres amados.
Desde ese día, hasta el jueves por la tarde, estuvo desaparecida.
La familia tramitó la denuncia por su desaparición, pero fue encontrada asesinada en un terreno en otro sector popular de Las Choapas, a varios metros del lugar en donde se le vio por última vez.
La familia de la joven es de escasos recursos, y este ha sido uno de los peores años.
La mamá, Paulina Alcudia, de 31 años, debe trabajar en la intendencia de un colegio cercano a su casa para sacar adelante a sus tres hijos. Tiene una pareja, pero gana poco.
Por eso la joven Patricia debía trabajar y estudiar.
Por las mañanas, desde las seis, se paraba para alistarse para el colegio.
Ayudaba a su mamá en las labores domésticas para dejar el hogar listo, posteriormente se enfilaba a la secundaria.
Cursaba el segundo año, contó su tía Araceli Alcudía, quien expresó que su familia hizo todo lo posible para cuidar su integridad.
Incluso, la mamá ya había puesto dos denuncias contra sujetos que la acosaban, y que eran mayores de edad.
Los padres estaban pendientes de su salida del colegio y de su salida del trabajo.
Después de la escuela iba a casa a comer y se marchaba a una casa ajena donde cuidaba a unos niños y también realizaba labores del hogar, con lo que le pagaban ahí, se ayudaba en la escuela y apoyaba a su familia.

Era raro que estuviera sola por los antecedentes que ya había con esos sujetos que buscaban tener una relación personal con ella, por lo que se tuvo que denunciar en fiscalía.
La familia, cuenta la tía, nunca la tuvo descuidada, en todo momento estaban a su pendiente, y le tenían prohibido el uso de redes sociales y celular para evitar que tuviera acceso a información inapropiada.
"Mi Patito, mi Patito", grita su madre Paulina Alcudia a las afueras de la Fiscalía General del Estado.
La mujer está destrozada ante la noticia. Durante los días de su ausencia no comió ni pasó bien la noche. Los niveles de azúcar y la presión los trae en parámetros riesgosos para la salud.
Pero ella al ver a la prensa pide alzar la voz, reclama justicia, quiere que las autoridades agarren al o a los "desgraciados que le hicieron eso a mi hija".
"Nosotros somos unas personas que no nos metemos con nadie, no tenemos problemas, ¿por qué le hicieron esto a mi niña?", reclama.
La de Patricia, la misma historia y destino de Karina M.S de Las Choapas, asesinada en noviembre del 2017 cuando se encontraba en compañía de su abuela, Ángela de los Santos González, de 50 años.
Abuela y nieta caminaban por calles de Las Choapas cuando fueron atacadas por pistoleros que presuntamente llegaron a cobrar una venganza porque familiares de esa dos víctimas, los habían delatado con la policía sobre delitos contra la salud.
Dalila Velásquez de los Santos, madre de la menor, e hija de Ángela de Los Santos, tuvo que salir a pedir limosna por calles de Las Choapas, pues no contaba con dinero para el funeral.
A casi dos años de distancia de esa tragedia han sido asesinados otros diez menores de edad en Las Choapas en medio de hechos de violencia.
A penas a finales de septiembre pasado, la Fiscalía dio a conocer la detención de Wiliams N, presunto asesino del menor Eduardo N, a quien disparó en una cantina de Las Choapas en abril pasado.
En pasado también se reportó el homicidio de Sergio S.H, de 11 años, en la colonia Aviación de Las Choapas, a manos de un vecino que presuntamente lo ultrajó durante varias horas y luego desechó su cadáver.
De diciembre de 2018 a la fecha, suman 196 las mujeres asesinadas en el estado de Veracruz, de esos, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, 140 casos encuadran en la hipótesis del feminicidio.
En días pasados una reportera preguntó al gobernador sobre el creciente número de feminicidios y expresó sin pudor su verdad absoluta: "No exageren".


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.