cargando

En twitter:

Expediente 2020
Lunes 21 septiembre, 2020

Reporteros asesinados

El 9 de septiembre, en Tezonapa, fue asesinado y decapitado el reportero número 29 en Veracruz a partir del sexenio de Fidel Herrera Beltrán. 4 con Fidel. 17 con Javier Duarte. 5 con Miguel Ángel Yunes Linares. 3 que ya van con Cuitláhuac García.
La ONU, Organización de las Naciones Unidas, y la UNESCO se ocuparon de Valdivia Rodríguez.

Luis Velázquez

Dijeron, por ejemplo, que el crimen muestra el peligro de informar en Veracruz, el rincón geográfico del mundo que se elevara al más peligroso del planeta en el duartazgo.
Desde entonces, ningún crimen esclarecido. Por el contrario, ene número de ocasiones, y desde el aparato gubernamental, el desprestigio y el descrédito para muchos de ellos.
Con Javier Duarte, por ejemplo, llegaron al extremo de asegurar que algunos eran jefes de prensa de los malosos. Y lo peor, que de voceros de un grupo se brincaron a otro y lo que significa traición suprema y por eso mismo, ejecutados.
El peor de los mundos en materia de los derechos humanos. Veintinueve trabajadores de la información asesinados en Veracruz, más siete desaparecidos que un día fueron levantados y como Remedios, la bella, en la novelística de Gabriel García Márquez, Cien años de soledad, se elevaron al cielo y decidieron vivir en el otro lado del charco, y por eso mismo, nunca localizados.
Además, la más terrible y espantosa de la realidad cruenta, por ejemplo, con el destino económico y social, educativo y de salud, de los familiares de los reporteros victimizados.
Primero, los hijos. Segundo, la esposa. Y tercero, los padres ancianos.
De pronto, el padre, el jefe de familia, la jefa de familia en varios casos, fueron asesinados, decapitados, despedazados, echo cachitos. Y a partir de la tragedia, sin una fuente de ingresos.
Es el caso de Julio Valdivia Rodríguez, el último de la lista fatídica, quien dejara una esposa y cuatro hijos.
En los últimos meses de su vida, el corresponsal de "El Mundo de Córdoba" llevaba el itacate a casa vendiendo tamales y donas en el transcurso de cada semana.
Muchos pendientes, entonces, se han empalmado.
Uno. El asesinato en la impunidad.
Dos. El crecimiento de los homicidios sin que ninguna autoridad detenga, frene, disminuya el oleaje de violencia.
Y tres. El destino social de la familia. Familia a la deriva en la mayor parte de los casos.
Lo peor es que ninguna ong, comisión de periodismo, diputados locales y federales, académicos, se han ocupado de reclamar justicia para ellos con hechos radicales, incluso, pues está visto que los discursitos y las columnistas y las notitas y los foritos académicos ningún resultado tienen ni dejan.
Ni siquiera, vaya, la condena de la ONU y la UNESCO con todo y lo que significan.

SAÑA Y BARBARIE

Cada gobernador, secretario de Seguridad Pública y Fiscal General (antes Procurador de Justicia) ha tenido cuota fatídica de reporteros, fotógrafos, editores, y corresponsales, y hasta secretarias de un medio.
La muerte con ellos se ha expresado con saña y barbarie.
Una reportera, por ejemplo, secuestrada en su propia casa, desaparecida, asesinada, decapitada y arrojado su cadáver en la vía pública.
Otros colegas, secuestrados, desaparecidos, asesinados y despedazados en cachitos y metidos a bolsas negras y arrojados a un canal de aguas negras.
Otros más, levantados en Veracruz y asesinados y arrojados los cadáveres en otras entidades federativas.
Un caso siniestro, sórdido y sombrío con toda la perversidad del mundo, como el reportero secuestrado afuera de su casa, desaparecido, obligado con pistola a tomar una pala y cavar su propia sepultura y luego el tiro por la espalda y el tiro de gracia y sepultado en la fosa donde únicamente amontonaron la tierra.
Otros más, emboscados.
A uno, por ejemplo, los asesinos se le metieron en su casa y lo mataron con tres tiros en la espalda en forma de triángulo, además del asesinato de un hijo y la esposa.
Uno más asesinado frente a su casa donde vendía hot dogs para mantenerse.
La ferocidad en su más alto grado de rencor, odio y venganza, peor, incluso, que las matanzas en el viejo oeste y en las películas de los hermanos Almada.
La naturaleza humana en su peor forma, la forma más degradante de la vida.
Y sin embargo, ninguno de los veintinueve asesinatos de trabajadores de la información conmovió ni ha conmovido las entrañas del cuarteto de gobernadores y sus titulares de Seguridad Pública y la Fiscalía para "meter el acelerador hasta el fondo" con todo el aparato gubernamental y su equipo de inteligencia y sus archivos negros para rastrear pistas y detener tanto a los asesinos físicos como intelectuales.
Nunca, hasta el día de hoy, desde el primer asesinato sucedido en el año 2005 con Fidel Herrera, se han conocido las razones, los motivos, los pretextos, los berrinches, las venganzas... por las cuales todos y cada uno de ellos fueron asesinados y desaparecidos.
El gobierno de Veracruz exhibiéndose a sí mismo en su incompetencia, ineficacia, ineficiencia, indolencia, principio de Peter, desdén, menosprecio y desprecio. Incluso, valemadrismo.

LISTA DE LA MUERTE

Sexenio de Fidel Herrera Beltrán, 2004/2010:
Raúl Gibb Guerrero (8/04/05). Roberto Marcos García (21/11/06). Adolfo Sánchez Guzmán (30/11/06). Luis Daniel Méndez Hernández (22/02/09).
Sexenio de Javier Duarte, 2010/2016.
Noel López Olguín (01/06/11). Miguel Ángel López Velasco (20/06/11).
Misael López Solana (20/06/11). Yolanda Ordaz de la Cruz (26/07/11). Regina Martínez Pérez (28/04/12). Gabriel Huge Córdova (03/05/12). Guillermo Luna Varela (03/05/12)Esteban Rodríguez Rodríguez (03/05/12). Víctor Manuel Báez Chino (14/06/12). Gregorio Jiménez de la Cruz (11/02/14). Moisés Sánchez Cerezo (02/01/15). Armando Saldaña Morales (04/05/15).
Juan Mendoza Delgado (30/06/15). Rubén Espinoza Becerril (31/07/15). Anabel Flores Salazar (08/02/16). Manuel Torres González (14/05/16). Pedro Tamayo Rosas (20/07/16).
Bienio de Miguel Ángel Yunes Linares, 2016/2018:
Ricardo Monlui Cabrera (19/03/19). Edwin Rivera Paz (09/07/17). Cándido Ríos Vázquez (22/08/17).
Gumaro Pérez Aguilando (19/12/17). Y Leobardo Vázquez Atzin (21/03/18).
Dos años de Cuitláhuac García, 2018/2020:
Jorge Celestino Ruiz (3/08/19). María Elena Ferral (30/03/20). Julio Valdivia Rodríguez (9/09/20).
Reporteros desaparecidos:
Jesús Sandalio Mejía Lechuga. Auner Castillo Domínguez. Evaristo Ortega Zarate. Gabriel Manuel Fonseca Hernández.
Miguel Morales Estrada. Raúl Alfonso Rivera. Sergio Landa Rosales. Y Tomás David Matus Galván.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.