cargando

En twitter:

Expediente 2019
Miércoles 20 marzo, 2019

Fuego amigo o enemigo

Hay, parece existir, un fuego amigo o enemigo en contra del delegado federal, Manuel Huerta Ladrón de Guevara.
La primera expresión fue en el sur de Veracruz en una segunda gira de AMLO, el presidente.
Entonces, un tropel de andanadas se fue en su contra (primero, tropel social, y luego, tropel mediático) que por el atraso en el Censo de Bienestar Social.

Luis Velázquez

La segunda más impetuosa fue cuando semana anterior, los vecinos de Tatahuicapan, en la sierra sureña de Soteapan, tomaron la presa Yuribia que abastece de agua a varios pueblos hasta llegar a Coatzacoalcos.
Así, deslizaron en el carril político, social y mediático que el delegado federal estaba atrás, todo porque un líder local fue líder de MORENA en su tiempo, además de que uno de sus hijos laboraba a su lado, y con lo que, además, fue involucrado en el huracán del nepotismo y que por lo pronto ha llevado a una diputada de MORENA, tan cercana al gobierno de Veracruz, a gritar “a los cuatro vientos” que su familia es honorable y ningún roce con la familia encaramada en los cargos públicos vía el dedazo, el tráfico de influencias y el conflicto de intereses.
El otro ramalazo fue a propósito de su salario mensual, arriba, manejaron, del sueldo del presidente de la república en un tiempo cuando nadie puede ganar más que AMLO.
El súper delegado federal, “aguantando vara”.
Y en rara y extraña paradoja, defendiendo en repetidas ocasiones al gobernador y declarándose, además, uno más de sus soldados, con todo y que según el diputado presidente de la Mesa Directiva de la LXV Legislatura, el palacio de gobierno de Xalapa “está lleno de demonios, traidores y desleales”.

AMIGOS DE AMLO EN VERACRUZ

El súper delegado federal y el diputado local por segunda ocasión, Amado de Jesús Cruz Malpica, son los políticos de izquierda con más experiencia en el campo de batalla, fogueados en la adversidad, ex legisladores federales ambos, colaboradores de Andrés Manuel López Obrador en la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México y profundos, inalterables conocedores de la vida política y partidista en Veracruz.
Pero como de acuerdo con la cultura política, un día después de que un gobernador, por ejemplo, toma posesión, la lucha siniestra y sórdida por la sucesión comienza en automático.
Por eso, quizá, el fuego amigo o enemigo en contra del delegado federal y que desde hace ratito ya fue recetado al diputado sureño.
Por ejemplo, cuando tomara posesión como diputado local nombró a 2, 3 personas en cargos en la LXV Legislatura y horas después se las tumbaron.
De los 29 diputados de la izquierda, es el más experimentado y el más reconocido y el más respetado.
Y sin embargo, fue refundido en una comisión extraterrestre, además de que le impusieron al diputado presidente de la Mesa Directiva y al diputado jefe máximo de la Junta de Coordinación Política.
Y Cruz Malpica… cargando su cruz, pues, reza el dicho popular, “el buen gavilán no chilla” y espera, agazapado, el momento crucial y más en un terreno tan resbaladizo como es la política y la vida pública.
Y más, cuando se ha sido partido opositor y de pronto, ¡zas! se asciende al poder público.
Ahora, todo indica, el fuego amigo o enemigo tiene al delegado federal en la mira.
Acaso, quizá, las tribus y las hordas de MORENA, en el mejor estilo del PRD, los quieren descarrilar de cara a la elección de gobernador en el año 2024 que a primera vista está lejos, pero al mismo tiempo, cerca, considerando que una elección nunca se gana de un día para otro, sino con muchos años de trabajo partidista.

CON LAS ALAS CORTADAS…

Tribus en MORENA:
Una. La tribu del gobernador.
Dos. La tribu de la secretaria de Energía, ex senadora de la república y ex diputada federal, originaria de Zacatecas, avecindada en Coatzacoalcos desde hace más de cinco años y que le permite según la Constitución Política local figurar como candidata a gobernadora cuando guste.
Tres. La tribu del ex priista (exalcalde y ex diputado local y federal rojo), Ricardo Ahued Bardahuil, soñando con el 2024.
Cuatro. La tribu, claro del diputado local sureño.
Y cinco. La tribu del delegado federal.
De acuerdo con las versiones, el gobernador tiene envidia y celos de los dos últimos y por eso los tiene, a su entender, arrumbados.
Más, claro, en el caso del diputado sureño, quien de plano camina con un bajo perfil, sin hacer olas.
Por fortuna, la senadora de la república, la profe Gloria Sánchez, quien habría sido gran gobernadora, se mantiene lejos de las pasiones revolcadas de MORENA en Veracruz.
Se ignora, incluso, si estaría viajando con regularidad a Xalapa, donde vive, y si lo hace lo haría con bajo perfil, pues desde que tomara posesión en el mes de diciembre de la curul senatorial, ni sus luces en la cancha jarocha.
Mejor.
Así también está librando el fuego amigo o enemigo, sabrá el brujo del pueblo.
Y es que, además, desde lo más alto del poder quieren sumisión… para que nadie haga sombra.
Por eso, digamos, el senador de MORENA y expriista luego enseguida “se curó en salud” cuando en las redes sociales trascendiera que soñaba con ocupar la silla embrujada del palacio en aquel tiempo cuando se afirmaba que AMLO llamaría al góber a un cargo en el gabinete federal, incluso, una embajada.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.